Información General

Información General (883)


 

El hombre clave de Alberto expuso sobre inteligencia artificial ante los afiliados de Comercio en Parque Norte.

Gustavo Béliz sigue levantando el perfil de cara al rol clave que tendrá en el gabinete de Alberto Fernández y selló un acuerdo con el titular del sindicato de Comercio, Armando Cavalieri.

Como adelantó LPO, Béliz se transformó en el principal consejero de Fernández y además de armarle el plan para justicia y seguridad, comenzó a inmiscuirse en temas laborales y sindicales.

Eso quedó en evidencia este miércoles, cuando en el marco de la asamblea anual de la Federación Argentina de Empleados de Comercio y Servicios, Cavalieri y Béliz presentaron el "Instituto de Inteligencia Artificial para el nuevo desarrollo argentino", en un acto que tuvo lugar en Parque Norte.

La iniciativa, impulsada por la dirigencia mercantil y desarrollada por el ex ministro de Carlos Menem y Néstor Kirchner, busca generar un espacio de conocimiento, análisis y reflexión sobre las nuevas realidades tecnológicas, sus efectos o impactos sociales, económicos y políticos, para poder aprovecharlos en pos del bien común y a favor de los trabajadores.

Béliz se convierte en el asesor clave del gobierno de Alberto

En primer término, Cavalieri afirmó que este instituto "es una iniciativa de investigación y reflexión en favor del desarrollo nacional. Es una visión estratégica del desarrollo del conocimiento para el futuro del trabajo en el sector del comercio y servicios".

"No podemos oponernos al avance de la tecnología, pero las personas vienen al mundo a trabajar, no pueden ser reemplazadas", agregó el "Gitano".

Béliz fue quien se explayó más técnicamente sobre el avance de la robótica y la inteligencia artificial, luego de anunciar que tenía pensado este instituto aún antes de que se lo mencionara para volver al Poder Ejecutivo.

El futuro funcionario de Alberto afirmó que busca "una tecnología para trabajar por el bien común y no solo la ganancia".

"Debemos superar el calentamiento global tecnológico, el uso abusivo de la tecnología. Tenemos la necesidad de generar un nuevo estado de bienestar. El centro de la geopolítica mundial es la tecnología y la inteligencia artificial", aseguró Béliz.

Asimismo, afirmó: "Es fundamental crear un nuevo contrato social, tecnológico y humanista. Es lo que pidió Perón cuando volvió a Argentina, una nueva dirección en base al trabajo, con la tecnología como eje central" y agregó "Alberto Fernández resaltó que la CGT debe formar su edificio central en un polo tecnológico. Debemos transformar ese pasado glorioso en un futuro glorioso".

 

“Convalidar que el camino de la violencia era legítimo para hacer política era traicionar la memoria de mi hijo desaparecido”, dijo al recibir el premio.

 

La cocina del Gabinete: quiénes son los "vetados" por Cristina Kirchner.

El anuncio oficial del gabinete de Alberto Fernández será el viernes 6 de diciembre Mientras define los últimos nombres de su Gabinete antes del anuncio del viernes 6 de diciembre, Alberto Fernández elige también a los principales "embajadores políticos", los diplomáticos que en general no hicieron la carrera ni integran la estructura burocrática de la Cancillería.

Luego de que el presidente saliente dispusiera el regreso de 16 de estos representantes en países clave, el futuro mandatario debe decidir con quién reemplazarlos.

En ese marco, uno de los nombres destacados es el de Daniel Scioli, que aparece como probable embajador en Brasil, según informaron fuentes del sciolismo a la agencia Noticias Argentinas. Fernández, que cuenta con un cupo máximo para nombrar hasta 25 embajadores que no pertenezcan a la carrera diplomática, también tendría definido los representantes en Estados Unidos y China, dos de los destinos más importantes para la diplomacia del país. Jorge Argüello, ex embajador de Argentina en la tierra de Donald Trump, volvería a Washington para conducir las negociaciones con la Casa Blanca.

Ese puesto cobra aún más relevancia por la necesidad del próximo Gobierno de renegociar la deuda con bonistas privados y con el FMI. En tanto, Sabino Vaca Narvaja sería el encargado de fortalecer los vínculos comerciales con Beijing. Los 16 embajadores "políticos" que vuelven al país antes del 10 de diciembre, uno por uno El exjefe de Gabinete se reunió esta semana con el embajador de Estados Unidos en Argentina, Edward Prado, en sus oficinas de Puerto Madero para ultimar detalles.

El mandatario electo estuvo acompañado por el diputado nacional Felipe Solá, quien sería el próximo ministro de Relaciones Exteriores, y Argüello, con quienes recibió a Prado y a los funcionarios de la embajada norteamericana en el país. Por otro lado, el senador electo por el Frente de Todos Fernando "Pino" Solanas también confirmó que renunciará a su banca para desempeñarse en la UNESCO.

"Voy a renunciar a la banca a pedido del presidente electo. Alberto quiere que esté trabajando en el exterior, quiere que me desempeñe en la UNESCO, he trabajado en otras oportunidades allí, soy conocido afuera en el ámbito de la cultura", expresó. Alberto Fernández tiene el Gabinete "cerrado" pero siguen las dudas en Economía y Transporte Mediante el artículo 5º de la Ley de Servicio Exterior, el Poder Ejecutivo cuenta con facultades para designar como representantes argentinos en el exterior a personas con condiciones relevantes para algunos destinos especiales.

El gobierno de Cambiemos cuenta con casi una veintena de representantes designados bajo esta modalidad, que deberán regresar al país antes del 10 de diciembre.

En rigor, la administración de Macri informó la semana pasada que un total de dieciséis embajadores políticos deberán regresar al país por orden del Presidente. A través del decreto 784 publicado el viernes 22 de noviembre en el Boletín Oficial, la Casa Rosada ordenó oficialmente el retorno de los embajadores.

 

Entre los representantes que deben regresar se encuentran Ramón Puerta (España), Fernando Oris de Roa (Estados Unidos), José Octavio Bordón (Chile), Jorge Yoma (Perú) y Darío Giustozzi (Ecuador), entre otros.

 

 

El secretario general de la Confederación Argentina de Trabajadores del Transporte (CATT), Juan Carlos Schmid, advirtió hoy "no habrá luna de miel larga" entre el sindicalismo y el futuro Gobierno de Alberto Fernández, ya que resaltó que "hay una expectativa muy grande de ir acomodando las cosas" en materia económica.

"No habrá luna de miel larga", sostuvo el ex integrante del triunvirato que condujo la CGT entre 2016 y 2018.

A falta de 13 días para la asunción de Alberto Fernández al frente de la Casa Rosada, el líder del Sindicato de Dragado y Balizamiento se refirió a cómo comenzará el vínculo entre el movimiento obrero y el futuro mandatario: "Creo que no va a haber (`luna de miel´). Hay una intención de comprensión por lo delicada que está la situación, pero hay una expectativa muy grande de ir acomodando las cosas lo más rápido posible".

"No tengo idea de cuánto puede durar (ese período), porque depende múltiples factores como el frente externo, el proceso inflacionario, que no caiga más gente en la desocupación y la situación social de los sectores más vulnerables", añadió.

En declaraciones a Radio La Red y El Destape Radio, Schmid señaló que junto con otros dirigentes sindicales dialogaron con el posible futuro ministro de Trabajo, Claudio Moroni, y le plantearon la necesidad de "recuperar una mínima cuota de confianza" a la hora de establecer mesas de acuerdo con el empresariado y el Gobierno.

"Lo que hay que recuperar es una mínima cuota de confianza, que no existió en la administración de Macri. Eso implica una conducta distinta que han tenido los actores económicos hasta el momento y también el aporte que haga el sindicalismo. Se lo hemos manifestado a quien será el ministro de Trabajo", finalizó.

 

Además de un plan ambicioso para justicia y seguridad, se mete en temas de Trabajo y podría absorber áreas de tecnología.

Gustavo Béliz se convirtió en el consejero que más escucha Alberto Fernández y tendrá un rol clave en el nuevo Gobierno que arranca en dos semanas.

El ex ministro de Carlos Menem y Néstor Kirchner es número puesto para suceder al macrista Fulvio Pompeo en la secretaría de Asuntos Estratégicos de la jefatura de gabinete. Si bien no se trata de un cargo de renombre en el Gobierno, tiene su oficina a metros del despacho del presidente en Casa Rosada.

Béliz se ganó la confianza de Alberto por intermedio de Eduardo Valdés, quien los acercó en una reunión realizada meses atrás en el departamento del presidente electo en Puerto Madero. Desde entonces es un hombre de consulta diaria para Fernández sobre varios temas.

Como anticipó LPO, Béliz fue quien le presentó un ambicioso plan de seguridad y justicia. La idea de Béliz, que vivió en EEUU en la última década, es replicar el Consejo Nacional de Seguridad que tienen los norteamericanos.

Pero también Béliz comenzó a tener diálogos con sindicalistas y a inmiscuirse en las cuestiones de empleo. Este lunes encabezó una conferencia titulada "Dignidad y Futuro del Trabajo frente al cambio Tecnológico Exponencial" en la Universidad Tecnológica Nacional (UTN). Con el mismo tenor, este miércoles Béliz se mostrará en Parque Norte con Armando Cavalieri, titular del sindicato de Comercio, para presentar el "Instituto de Inteligencia Artificial para el nuevo desarrollo argentino".

Ahora mencionan a Beliz para el lugar de Fulvio Pompeo

La tecnología es uno de los temas que obsesiona a Béliz y por eso podría absorber áreas vinculadas a ese sector, como Arsat, la empresa de satélites y telecomunicaciones del Estado.

Como Pompeo, Béliz planea tener vuelo en la política exterior, sobre todo por los vínculos que generó en el continente americano en los últimos años. Desde 2014 Béliz está ligado al Banco Interamericano de Desarrollo (BID), como director del Instituto para la Integración de América Latina y el Caribe. En el BID Béliz trabaja propuestas de modernización del Estado, que interesan particularmente a Fernández.

Incluso se rumorea que a Béliz le gustaría presidir el organismo multilateral el año que viene, heredando así los votos que tenía Rogelio Frigerio para llegar a ese puesto en Washigton si Mauricio Macri era reelecto. En la Rosada aseguraron a LPO que el ministro del Interior sigue en carrera para el cargo internacional. De todas maneras se ve lejana esa posibilidad a 14 días del recambio de gobierno y por eso Béliz está concentrado en la cuestión argentina.

 

 

El secretario general de la Sindicato de Camioneros, Hugo Moyano, consideró hoy un "error" que dirigentes de la CGT "hayan expresado que no se necesita un bono" de fin de año, al manifestar que su gremio ya obtuvo un acuerdo por 20 mil pesos con el "80 por ciento de las empresas que están adheridas a las cámaras del sector".

“Lo que han expresado sobre el bono es un error: si creen que sus salarios son suficientemente altos como para no pedirlo, que se callen la boca y no lo hagan, pero que no creen el clima de que nadie está en condiciones de dar un aumento", dijo Moyano.

El sindicalista agregó -en declaraciones a FM Futurock- que "habría que preguntarle a cada trabajador de los sindicatos de la CGT si están de acuerdo con lo que dicen los dirigentes, yo creo que no, porque se ha perdido mucho el poder adquisitivo".

En tanto, cuando le preguntaron si esta decisión lo 'aleja' de la unidad sindical sellada con la central de la calle Azopardo 802, Moyano respondió: "No sé si me aleja, lo verán ellos".

Recordó además que "lo que hemos decidido entre todos es apoyar al gobierno que ha salido electo, pero de ahí a resignar los derechos de los trabajadores hay un largo trecho. Nosotros no lo hemos hecho con ningún gobierno, ni con los militares", disparó.

Por otra parte, confió que los 20 mil pesos solicitados por su sindicato ya fueron acordados con "el 80 por ciento de las empresas que están adheridas a las cámaras, se han juntado para pagarlo".

Consultado sobre el nuevo gabinete que asumirá con el presidente electo, Alberto Fernández, el próximo 10 de diciembre, Moyano abogó por que en el sector de Transporte "pongan a alguien que sepa la importancia que tiene la actividad, y no como ahora, que pusieron a una persona que no sabe nada", en referencia al ministro Guillermo Dietrich.

También se refirió particularmente al ex ministro de Trabajo Jorge Triaca: "Era un tipo que no servía para nada".

"Solo sirvió para intentar meternos una multa y para intervenir gremios y llenarlos de empleados con gente de ellos", finalizó.


 

El socio de Carlos Melconian es el técnico de perfil más bajo y también más sólido de la consultora del ex presidente del Banco Nación.

Rodolfo Santángelo es un economista respetado por sus pares con una formación fuerte en temas bancarios y monetarios. Sin más, el ex presidente del Banco Nación, Carlos Melconian, su socio en la consultora MacroView, lo destaca como la pata más técnica y sólida del dúo que crearon en 1992. Y es señalado como la persona en la que Alberto Fernández está pensando para suceder a Lacunza.

Con un posgrado en Alemania, es un técnico que se ha manifestado en contra del endeudamiento del macrismo para financiar fuga de capitales y turismo, pero no es de la ultranza ideológica de la Escuela de Chicago: en más de una ocasión insistió en abandonar la ortodoxia económica en pos de mayor pragmatismo de corto plazo, en especial para forzar la consistencia macroeconómica.

Hace un año y medio, de hecho, criticó al "gobierno de los CEOs" por la creciente inconsistencia entre la política fiscal con endeudamiento y la fuerte restricción monetaria con "el monstruo de las Lebacs" y alababa a Macri por el liderazgo de llamar al FMI para poner fin de alguna manera "a los disparates macroeconómicos" de sus asesores.

En el mercado lo ven con buenos ojos. "Sería un buen ministro de Hacienda", señalaron importantes hombres de finanzas a LPO porque por un lado no tiene en desgaste de figuras como Redrado, pero tiene buena reputación y contacto fluido con personas de las finanzas más duras como Héctor Liendo y Daniel Marx, desde que Cavallo los reunió en Economía. Y es también quien arma los equipos de la consultora, lo que también le da una gimnasia para el armado de los cuadros técnicos del organigrama.

Sin embargo, desde MacroViews aseguran que no hubo hasta el momento contacto del equipo de Alberto Fernández.

El pensamiento de Santángelo: entre el equilibrio fiscal y el pragmatismo

Recientemente, compartió panel junto con el ex secretario de Finanzas, Daniel Marx, en la conferencia anual de FIEL para analizar el exceso de endeudamiento de la economía argentina en el que ambos coincidieron en que el desendeudamiento previo a 2015 no era tal (porque se cambió deuda externa a cambio de endeudamiento con la Anses y el Banco Central), pero que fue un error tomar la cantidad de deuda que tomó Caputo.

"Yo no hubiera tomado los USD 9.000 millones que tomó Caputo"

Para Santángelo, fue un error por el destino que se les dio a esos dólares: déficit fiscal, fuga y turismo; para Marx porque saturó al mercado y taponó la capacidad de financiamiento. En la conferencia el socio de Melconian tomó distancia de la postura de Lacunza y señaló que "El sector público sí tiene un problema de solvencia porque el nivel actual de su deuda, su costo y su perfil de vencimientos le resulta insostenible".

"Cuanto más tarde el Gobierno y los inversores reconozcan este problema de solvencia estructural, más difícil será resolverlo y amortiguar sus consecuencias", agregó el economista que sostiene que no alcanza con déficit cero para que la deuda vuelva a ser estable.

Por eso, para el economista lo primero que tendrá que resolver Alberto Fernández al asumir es el tema de la deuda pública, ya que en 2019 los vencimientos de intereses rondarán el 3,1% del PBI (2,1% en moneda extranjera), con lo cual están volviendo al nivel previo al default 2001 en una economía que no crece y con déficit primario. Y esta resolución no podrá ser "a la uruguaya".

En su opinión, el hecho de que Argentina debería tener un superávit del 2% anual de forma sostenida para evitar que la deuda siga creciendo, es señal de que no basta con un reperfilamiento como sostuvieron Lacunza en su momento y el asesor Martín Guzmán también. Para él, es necesaria una reestructuración (que represente una quita de cinco puntos en los intereses) que mejore las paridades de los bonos antes de que se depriman más y pasen a manos de fondos buitre.

De esta forma, se restaría presión política para subir más las tarifas y hacer una reforma previsional que le permitan al Estado conseguir ese superávit fiscal en el corto plazo. Por el contrario, su idea es que en el corto plazo seguramente Alberto Fernández deba emitir pesos para financiar el déficit y probablemente para que el Banco Central compre los dólares del superávit fiscal con emisión para poder enfrentar los vencimientos con el FMI, pero que esto deberá hacerse "con un horizonte", de lo contrario podría desmadrarse la inflación.

Ese horizonte de equilibrio fiscal y macroeconómico incluye la baja de los subsidios que quedan, la reforma laboral, la previsional y también una reforma tributaria para que la economía pueda estabilizarse y volver a crecer.

 

 

El presidente Mauricio Macri fue el pasado domingo 24/11 a visitar a Jorge Lanata a la sede Escobar del Instituto Fleni, donde el periodista se encuentra internado en rehabilitación muscular desde comienzos de noviembre. La visita, que se conoció hoy, fue en un marco de absoluto hermetismo y discreción.

Tras el revés de la Corte en el caso San Luis por la coparticipación, Macri ya sufre esperando un fallo adverso por el reclamo de Santa Fe, que es mucho mayor.

Jorge Lanata recibió el pasado domingo 24/11 la visita del presidente Mauricio Macri, quien se movilizó hasta la sede Escobar del Instituto Fleni, donde el periodista se encuentra internado en rehabilitación muscular, para verlo personalmente.

La visita se llevó a cabo en un marco de absoluto hermetismo y discreción, por lo cual no trascendieron mayores detalles. Las fuentes consultadas por Teleshow afirmaron que se trató de una visita de carácter personal e informal.

Lanata fue internado a comienzos de noviembre en el Fleni de Escobar para someterse a una rehabilitación muscular, para recuperar su tonicidad tras hacer reposo durante un mes luego de caerse en la radio.

"La última vez que se cayó en la radio se lastimó una vértebra y todos sabemos que eso es complicado, por lo que tuvo que hacer reposo absoluto durante más o menos un mes", contó en ese momento Diego Leuco en radio Mitre.

Y continuó: "Está en la Fleni, que es uno de los mejores lugares para recuperar la tonicidad".

Cabe recordar que el conductor se había caído en los pasillos de la radio a fines de septiembre, tras lo cual debió dejar los ciclos Lanata sin filtro (Mitre), Periodismo Para Todos (El Trece) y Hora 25 (TN).

En octubre pasado, había sido internado en la Clínica Favaloro por sus problemas de salud.

"Lanata tiene un tema complejo en lo respiratorio y de motricidad. Todo producto de la alimentación y el cigarrillo que, aunque lo quiere dejar, nunca pudo y lo ha acompañado toda su vida.

Lo de la alimentación va por los azúcares y la glucemia, que ha trepado y tiene insensibilidad de la rodilla para abajo. Entonces no tiene el reflejo, por ejemplo, ante una baldosa salida: el pie no responde a su voluntad. Esto le ocasionó su última caída y la internación", había revelado Luis Ventura en ese momento.


 

La Constitución establece que la jura queda en manos del presidente del Senado, por lo que Juntos por el Cambio considera que le correspondería a Gabriela Michetti. Pero desde el Frente de Todos interpretan que una vez que Cristina Kirchner jure podría ser ella quien lo haga.

"Al tomar posesión de su cargo el presidente y vicepresidente prestarán juramento, en manos del presidente del Senado y ante el Congreso reunido en Asamblea", reza el artículo 93 de la Constitución Nacional. De todas formas, la actual senadora Cristina Kirchner podría ser quien quede al frente de la Asamblea Legislativa y le tome juramento a Alberto Fernández.

En 2015, los argentinos se quedaron sin la foto de CFK traspasándole los atributos presidenciales a quien asumía en su lugar, Mauricio Macri. En aquel entonces, la hoy senadora y futura presidenta de la Cámara Alta se negó a entregarle la banda y el bastón a Macri en Casa Rosada, como interpretaban desde Cambiemos.

Para evitar hacerlo, CFK dejó el poder a las cero horas del 10 de diciembre, y, hasta el mediodía, la Presidencia quedó en manos de Federico Pinedo, presidente Provisional del Senado, que luego le entregó los atributos de mando al actual jefe de Estado, en Balcarce 50.

En esta ocasión, Macri y su sucesor saldaron aquella diferencia, y la ceremonia será, tal como pidió Fernández, en el Congreso. Pero habría un nuevo conflicto en puerta, que tiene que ver con quién será el encargado de tomarle juramento al presidente entrante: Michetti o Kirchner.

En diálogo con este medio, allegados a la ex presidenta señalaron que, en la Asamblea Legislativa, "todo se hará como indica la ley". Y será CFK quien le tomará juramento a Fernández. La interpretación que hacen desde el Frente de Todos es que si CFK jura como presidenta del Senado, se encontraría habilitada a ser quien le tome juramento a Fernández.

En tanto, desde el entorno de Michetti, si bien reconocen que "si Gabriela Michetti le toma juramento a Cristina Kirchner primero, ella presidiría la Asamblea", será la actual vicepresidenta la encargada de tomarle juramento a la dupla Fernández.

Allegados a Federico Pinedo coinciden con la interpretación de Michetti, y dan por hecho que debería quedar en manos de la actual vicepresidenta de la nación tomarle juramento a la fórmula entrante.


 

Ese día, el mandatario electo dará a conocer el listado de sus futuros ministros en la administración nacional. Alberto Fernández.

El anuncio oficial del gabinete de Alberto Fernández ya tiene fecha: será el viernes 6 de diciembre, solo cuatro días antes del acto del traspaso de mando, según confirmaron fuentes oficiales a PERFIL.

En medio de un fuerte hermetismo, los líderes del Frente de Todos avanzan en la elección de los ministros que formarán parte del equipo del presidente electo, del que hay nombres que suenan para las respectivas carteras aunque hasta ahora sólo Daniel Arroyo fue confirmado como titular de Desarrollo Social.

Otros nombres que circulan con fuerza son el de Santiago Cafiero, mencionado para ser jefe de Gabinete, Felipe Solá como canciller y Eduardo "Wado" De Pedro como ministro del Interior, aunque aún no fueron oficializados. Según publicó este portal días atrás, la idea de Fernández es seguir estirando la confirmación oficial del equipo de sus colaboradores hasta días antes del día del acto de traspaso de funciones, programado para el 10 de diciembre. Dudosa estrategia de Alberto F para su gabinete Otros de los temas que deberán definir están vinculados al Congreso.

En los últimos días, el kirchnerismo aceleró su postura de controlar las jefaturas del Poder Legislativo, según detalló este portal. Cristina estará al frente del Senado, con Oscar Parrilli como presidente provisional del cuerpo (como tal, segundo en la línea sucesoria del Gobierno) y el más K de los representantes de los peronismos provinciales, el formoseño José Mayans, al mando de un bloque unificado. Para ello, Alberto F “invitó” al díscolo cordobés Carlos Caserio a sumarse al Ejecutivo.

En Diputados, habrá un solo bloque con Máximo de jefe. Agustín Rossi iría al ministerio Defensa, como para aflojar posibles tensiones con Sergio Massa (presidente de la Cámara) y su gente. La semana pasada, distintos dirigentes visitaron, a pedido de Fernández, las oficinas de Puerto Madero en las que hace base el mandatario electo, para terminar de delinear el gabinete de la futura administración.

Según detalló PERFIL, no solo habrá secretarías que pasarán a ser ministerios, sino que Fernández pidió también crear nuevas áreas (sobre todo algunas que respondan directamente a Presidencia) y desdoblar otras. 

El Gabinete de Alberto Fernández de Kirchner Arroyo, el único futuro funcionario que Fernández dio por “casi” seguro, llegó no sólo para reunirse con el ex jefe de Gabinete, sino también con Santiago Cafiero. Victoria Tolosa Paz, quien podría acompañarlo en el Ministerio de Desarrollo Social, arribó casi al mismo tiempo.

Entre los dirigentes más cercanos que pasaron por la calle Encarnación Ezcurra al 365 también se encontraron Leandro Santoro y Fernando “Chino” Navarro.

También sorprendieron figuras como Jorge Landau, histórico apoderado del PJ, que son llamadas de urgencia. Los gobernadores también pasaron por estas oficinas en las últimas horas. Todos aportaron al triunfo de Fernández y tienen nombres para proponer. Juan Manzur (Tucumán), Sergio Uñac (San Juan), Omar Perotti (Santa Fe), y Gerardo Zamora (Santiago del Estero) son algunos de ellos.

 

Página 3 de 64

Fundado el 4 de agosto de 2003

Top
We use cookies to improve our website. By continuing to use this website, you are giving consent to cookies being used. More details…