Jueves, 24 Junio 2021 12:15

Todavía con recelos, Juntos por el Cambio busca entrar en "fase de distensión" - Por Gabriel Ziblat

Escrito por

La mesa nacional hizo hincapié en trabajar por las listas de unidad, pero sin descartar las PASO como opción. Mensaje amistoso de Larreta a Macri. Descartaron cambiar el nombre de la alianza. Sorpresiva ausencia de Bullrich.

Después de unas de las semanas de mayor tensión desde que el espacio volvió al llano opositor, Juntos por el Cambio comenzó a dar señales de buscar puntos de acuerdo y bajar el nivel de confrontación, sobre todo puertas adentro del PRO. Ese fue el mensaje que se intentó transmitir de la reunión presencial que mantuvo este miércoles por la tarde la mesa nacional de la alianza y se terminó de confirmar con un tuit que lanzó Horacio Rodríguez Larreta con un centro para Mauricio Macri.

Esto no significa que se vayan a lograr listas de unidad y se evite la competencia en las PASO del 12 de septiembre, pero, sino que por lo menos se transiten de la manera más “civilizada” posible. Ese clima se percibió en la reunión que los principales dirigentes tuvieron en Galpón Milagros, el espacio palermitano que se volvió sede oficial para las cumbres opositoras. "Unidad, unidad y unidad" fue el concepto que buscaron transmitir al terminar una reunión breve que uno de los presentes calificó al mismo tiempo como “buena y floja”.

Además, definieron que no se va a cambiar el nombre del espacio, tal como había planteado Rodríguez Larreta en la última reunión. Incluso hubo un equipo listo para presentar una propuesta de nombre y estética nueva pero se los despachó en pocos minutos.

Al salir, el jefe de Gobierno porteño sorprendió con un tuit en el que plantea que coincide “plenamente” con Macri, “en que lo más importante es profundizar la unidad”. "Más que nunca, tenemos que fortalecer el equipo y estar juntos", continuó. Fue un día después de que el ex presidente dijera que lo ve “bien posicionado para 2023” pero aclarara que “hoy hay que jugar el 2021 y construir consenso”. En la previa a que empiece la reunión se lo vio charlando juntos, aunque según algunos testigos con gestos adustos. Hay ruido en la línea.

Con la sorpresiva ausencia de Patricia Bullrich (que adujo “problemas personales” aunque más de uno lo leyó como una llamada de atención a varias bandas) y la anunciada de María Eugenia Vidal (por estar en aislamiento por haber regresado el fin de semana de Estados Unidos), la reunión giró principalmente en torno a la provincia de Buenos Aires.

Estuvieron presentes los presidentes de los tres partidos: Jorge Macri (PRO), Maxi Abad (UCR) y Andrés De Leo (CC-ARI). Se llevaron el compromiso que fueron a buscar, sobre todo el intendente de Vicente López: que las definiciones sobre alianzas, internas o pisos para la competencia las tomarán las mesas de cada provincia. Es un reclamo que surgió, sobre todo, luego que Larreta y Bullrich, hayan negociado con José Luis Espert por su incorporación a una interna en la Provincia.

La puesta en escena en la cumbre de JxC es una movida que termina de confirmar la mudanza de Vidal, quien deja de tener así incidencia directa en lo que se defina en el territorio que gobernó entre 2015 y 2019. Ahora resta que termine de confirmar si competirá en la Ciudad de Buenos Aires, algo que, en todo el espacio, y sobre todo en la sede de Uspallata, dan como un hecho.

¿Habrá internas?

La mesa nacional definió que el objetivo principal es trabajar para conformar listas de unidad en los distritos y que la competencia sea la última instancia. “Unidad en los distritos, pero si hay competencia, es bueno también”, dijo Alfredo Cornejo al salir. En el mismo sentido se expresaron Cristian Ritondo y Maximiliano Ferraro. Fueron los tres voceros oficiales.

“Si hay competencia, tiene que ser el final de la historia, no el principio. El objetivo es tratar de alcanzar una lista de unidad, si terminamos en una interna es el final del camino”, dijo Jorge Macri, quien luego de que varios intendentes del PRO se mostraran junto a Larreta y Diego Santilli empezó a perder impulso en su pelea interna para evitar que el vicejefe porteño sea quien encabece en Provincia.

Así, gana cada vez más fuerza la idea de unas PASO entre una lista encabezada por Santilli y otra por Facundo Manes, si confirma que será candidato. Con el apoyo de la mayoría de los intendentes propios, en el PRO se muestran confiados de las chances de Santilli en esa pelea. En el radicalismo, en cambio, confían en que el neurólogo puede ser un candidato que renueve la oferta y termine consolidándose como lo nuevo.

"En La Matanza lo conocen más a Diego que a Manes, y llega bien por su gestión con la seguridad", analizan cerca de Larreta, donde niegan que puedan aceptar a Manes liderando una lista de unidad. ¿Y si pierde Santilli no es un riesgo alto que corre Larreta en su aspiración presidencial? “En todo caso es más deseable un cisne negro con una figura como Manes que con un (Javier) Milei”, resumen.

En la Ciudad de Buenos Aires, en cambio, es donde el río está más revuelto. En el Gobierno porteño aseguran que la opción de un acuerdo está cada vez más cerca. Claro, condicionan todo a que Vidal encabece y Bullrich quede (por la paridad de género) en el tercer lugar. Cerca de la titular del PRO rechazan esa opción.

"Ella está abierta a sentarse a una mesa de negociación que incluya todos los problemas del PRO donde todos depongan y ver si desde ahí se construye”, afirman. Y advierten: “Si no, habrá Paso". ¿Un entendimiento entre Larreta y Macri puede restarle fuerza a Bullrich? Cerca del ex presidente aclaran que él no la maneja.

En el equipo de Larreta están convencidos de que Vidal le gana la interna a Bullrich con comodidad. ¿Por qué tanto esfuerzo para evitar la competencia entonces? Aseguran que, a diferencia de lo que podría pasar en Provincia, no sería una competencia que fortalezca al espacio. Y creen que es un desafío a la autoridad del jefe de Gobierno en el distrito que gobierna.

Las conversaciones recién se están encaminando y cada uno va mostrando sus cartas de a poco. Por ahora todos insistirán en la unidad. De hecho, una de las cuestiones que se habló es que, si en alguna provincia alguno de los partidos jugaba por afuera de la alianza, debía ser intervenido por la autoridad nacional. Pero para definir las listas todavía falta y a pesar de los gestos de unidad y distensión los tironeos prometen seguir.

Gabriel Ziblat

Top
We use cookies to improve our website. By continuing to use this website, you are giving consent to cookies being used. More details…